Conecta con nosotros

Entrevista presidente Diputación de Ávila

Carlos García: “Hay que aparcar la ideología política y llegar a grandes acuerdos que sumen y beneficien a los abulenses”

El presidente de la Diputación de Ávila afirma que quiere una institución reivindicativa que pelee dando lo mejor de sí para que la provincia de Ávila tenga más y mejores servicios

Publicado

el

 

El presidente de la Diputación de Ávila, el ‘popular’ Carlos García, tiene la mano al resto de fuerzas políticas para llegar a grandes acuerdos que sumen y beneficien a los abulenses, desde un puesto al que ha llegado sin mayoría absoluta y con la abstención de Ciudadanos y Por Ávila. Considera que es momento de aparcar ideologías y de trabajar por la provincia, indica, para advertir que la Diputación va a estar alejada del conformismo. “Queremos instituciones reivindicativas y que peleen dando lo mejor de sí para que la provincia de Ávila tenga más y mejores servicios. Ávila y sus habitantes están por encima de los políticos y a ellos nos debemos, trabajando con esfuerzo, compromiso y cercanía”.

 

¿Se siente ahora más presidente de la Diputación que cuando llegó al cargo después de la moción de censura?

Es exactamente la misma responsabilidad. Defender los intereses de los abulenses en el mundo rural de una manera o de otra. Hace tres meses hicimos lo que teníamos que hacer por garantizar la coherencia y dignidad institucional, y ahora han sido las urnas las que han hablado.

 

¿Vio en algún momento peligrar la Presidencia por la posibilidad de acuerdos de otros partidos?

En ningún momento. Creo que el mandado de las urnas fue claro. Una mayoría representativa del Partido Popular, 12 de 25 diputados. Lo que sí hemos hecho en este periodo ha sido hablar con todos y cada uno de los grupos políticos para buscar no solo un pacto de investidura, sino también dar una estabilidad y gobernabilidad a la Diputación Provincial.

 

¿Le consta que los otros grupos tuvieran conversaciones para poder alcanzar una mayoría?

Doy por hecho de que en el momento en el que otros grupos políticos pueden sumar habrán hecho su trabajo de negociaciones, pero creo que el PSOE lo dejó bastante claro, que no iba a negociar con ningún partido, y eso ha facilitado todo.

 

¿Cómo valora las abstenciones de Ciudadanos y Por Ávila?

Pues en principio como una mano tendida. Compartimos los mismos problemas y los mismos objetivos que es dotar a esta provincia de los mejores servicios y la Diputación tiene competencias suficientes para trabajar en pro de los abulenses.

 

¿Se puede reeditar en la Diputación de Ávila el acuerdo entre PP y Ciudadanos de la Junta?

Probablemente. Pero no solo hablamos con Ciudadanos, sino también con otras fuerzas políticas. He tendido la mano a todos los grupos políticos para consensuar, dialogar y sentarnos hablar, y el mejor ejemplo es el hecho de que el PP gobierna con mayoría simple.

 

¿Ese “probablemente” es que ya tienen algo avanzado?

No. Nosotros lo que pretendemos es dar una estabilidad a la Diputación y no descartamos ningún escenario.

 

¿En caso de que tuviera que integrar a alguien de la oposición en el equipo de gobierno, lo haría?

Ahora mismo, independientemente de integrar o no, lo que queremos desde el equipo de gobierno es que todos los grupos políticos de la Diputación tengan representatividad en todas las comisiones, en la Junta de Gobierno y tengan responsabilidades.

 

 

¿Cómo afronta el PP un mandato sin mayoría absoluta?

Pues con ilusión y compromiso, como siempre lo hemos tenido. Ahora mismo hay una diferencia muy clara, que no es que antes no nos sentábamos a dialogar o no había puntos de encuentro, pero ahora lo que las urnas nos han dicho es que no hay mayorías absolutas, por lo que tenemos que llegar a acuerdos sí o sí, para garantizar la estabilidad de la Diputación.

 

¿Tendrá más dificultades al haber perdido el PP más ayuntamientos importantes y no tener mayoría absoluta?

Creo que no. Es más, los diferentes grupos políticos, por lo que he podido hablar con ellos, están en muy buena sintonía, quieren hacer una oposición constructiva, que sume, que aporte, y lo que tenemos que tener claro es que al compartir los mismos objetivos todo tiene que ser más fácil. Hablamos de proyectos de voluntad política en los que hay que aparcar la ideología y los problemas internos de cada uno de los partidos y no extrapolarlo a la Diputación, que tiene que ser ese foro de encuentro y de debate dentro del cual lleguemos a acuerdos.

 

¿Con cuál de los tres grupos de la oposición cree que será más factible llegar a acuerdos?

Voy a intentar que con todos, porque ese es el mandato que nos han dado los abulenses. Hay que hablar con todos, independientemente de que se llegue a acuerdos puntuales con algún grupo político.

 

¿El principal grupo de la oposición, el PSOE, tendrá como portavoz a alguien de la experiencia de Pedro José Muñoz, cómo cree que será su oposición?

Con una persona que lo ha sido todo en política, espero y deseo que aporte coherencia y que sea una oposición constructiva. No tengo ninguna duda de que así va a ser.

 

Espera lo mismo, supongo, de los otros dos grupos políticos…

Lo mismo. Lo espero de todos.

 

Ya ha dicho que mantendrá las áreas y comisiones de trabajo, ¿considera que funciona así bien la Diputación?

Nosotros tenemos siete áreas de trabajo, con la posibilidad de que haya algún desdoble puntual en algún área, pero las que tenemos van a seguir siendo las mismas porque tocan todos y cada uno de los aspectos importantes de la Diputación. Hablamos de la cooperación económica local de los ayuntamientos; de dar respuesta y hacer la vida más fácil a aquellas personas que tienen necesidades y forman parte de los colectivos vulnerables; de utilizar los recursos y fortalezas de la provincia en materia cultural, histórica o turística; de fortalecer los pilares básicos de la economía del medio rural, de la agricultura y la ganadería; aprovechar las fortalezas que tienen nuestras empresas de agroalimentación a través de la marca colectiva Ávila Auténtica y el área que llevará el departamento de recursos humanos y organización, porque tenemos pendiente una oferta de empleo muy importante para cubrir las necesidades permanentes de la Diputación. Nos preocupan los 247 municipios, los 100.000 habitantes del medio rural y creo que con esas áreas se puede cumplir con ellos perfectamente.

 

¿Cuántas dedicaciones exclusivas habrá en la Diputación?

En principio se van a mantener las nueve que había. No se van a incrementar.

 

Coincide con el alcalde de Ávila en que una dedicación exclusiva es una inversión, ¿en este caso para la provincia?

Tenemos que ser coherentes y conscientes de que si queremos que las cosas funciones tiene que haber personas responsables con plena dedicación. No valen medias tintas. Si queremos que una persona tenga una dedicación plena a su trabajo, en este caso por el interés de los abulenses, hay que hacer un pago justo a una dedicación que no entiende de horas ni de días.

 

¿Qué tipo de relación espera tener con el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Ávila?

Buena, porque toda la buena relación que pueda tener la Diputación con el Ayuntamiento y el Ayuntamiento con la Diputación va a redundar de manera directa en el día a día de los abulenses, en la mejora de servicios. Debemos tener claro que independientemente del color político que puede haber en cada institución, tenemos que aparcar la ideología política y llegar a grandes acuerdos que sumen y beneficien a los abulenses.

 

Por cierto, ¿qué le dijo Sánchez Cabrera cuando le entregó el bastón de mando?

Las mismas palabras que le dije yo cuando su toma de posesión en el Ayuntamiento. Me dio la más sincera enhorabuena y que este nombramiento sea para el bien de la provincia, y en su caso para Ávila capital.

 

¿Cómo cree que ha gestionado la Junta la extinción de los incendios del pasado fin de semana en el Tiétar?

Cuando se mezclan ciertos conceptos y se utilizan las desgracias que dependen poco de los medios humanos por las circunstancias meteorológicas adversas y en zonas poco accesibles, creo que se comete un error. Intentan vender que hay comunidades en las que gobierna el PSOE, como Castilla- La Mancha, por ejemplo, en las que los incendios son inevitables, mientras que en las que gobierna el PP se gestionan mal las cosas, cuando hay cuestiones parejas en los incendios de Almorox con los del Tiétar del pasado fin de semana. Ni allí se ha hecho también, ni aquí se ha hecho tan mal. Desde la Junta de Castilla y León se han puesto todos los medios y todo el equipo humano para intentar sofocar el incendio lo antes posible, pero no todos los incendios son iguales y cuando hay condiciones climatológicas que los complican, es más difícil aún extinguirlos. Lo que sí que siento es tristeza porque se intente hacer política con estas desgracias y que haya ciertas personalidades políticas de Castilla y León que vengan a Ávila a comprobar las bases y hablar con los operarios 32 años después.

 

¿Maneja la opción de cubrir un cuerpo propio de bomberos provincial?

La Diputación debe tener claro que dar una respuesta provincializada a este problema, sobre todo en áreas urbanas, es un compromiso. Tenemos que ser conscientes de que no valen apuestas, sino que tenemos que invertir y para dar una solución a este problema tenemos que tener parques comarcales, bomberos profesionales y los medios necesarios para intentar sofocar cualquier tipo de incendio. En este punto tengo un compromiso firme que he trasladado a todos los grupos políticos, y creo que llegaremos a un acuerdo unánime en este tema porque será beneficioso para la provincia.

 

¿Los incendios y sequía parecen grandes problemas a corto plazo para la provincia, que soluciones puede aportar la Diputación?

En el de los incendios ya he comentado, en el de la sequía desde la Diputación se viene trabajando durante años, sobre todo para garantizar el abastecimiento a los núcleos de población, para lo que hay partidas económicas abiertas para cisternas o infraestructuras hidráulicas necesarias. También hemos sacado una línea de ayudas para agricultores y ganaderos para municipios que mejoren las instalaciones agrarias y hay un compromiso de incrementar esas partidas si hay más solicitudes.

 

Y a largo plazo despoblación y falta de tejido industrial se presentan como amenazas más serias, ¿aquí qué puede hacer la Diputación?

La Diputación tiene que mediar con la Junta de Castilla y León y el Ministerio de Industria para facilitar la llegada de empresas. Ya aprobamos una línea de ayuda de 300.000 euros que se publicará en los próximos días para hacer más fácil el mantenimiento de los costes fijos que tienen las empresas en el medio rural. También, tenemos una buena herramienta, que es el Plan Ávila 2020, pero debemos ser capaces de que el Ayuntamiento de Ávila también se comprometa a cumplir con las inversiones que estaban previstas para su funcionamiento. En materia de despoblación, es un problema que se combate con medidas efectivas poniendo dinero encima de la mesa para realizar políticas eficientes para que la gente elija dónde quiere vivir, y que hacerlo en el medio rural sea un derecho básico y no un ejercicio de supervivencia. Para ello es necesario que haya mejores infraestructuras, mejores inversiones, mejor fiscalidad y una vivienda asequible. Con mejores servicios, puede que se combata, pero aquí tienen que decir mucho tanto la Junta como el Gobierno central, pero con inversiones concretas utilizando las grandes cuantías que vienen de los fondos de desarrollo.

 

En este punto de la despoblación sí parece que la Diputación está dispuesta a ser reivindicativa, ¿lo será igual en otros apartados o ya lo es lo suficiente?

La Diputación va a estar alejada del conformismo. Queremos instituciones reivindicativas y que peleen dando lo mejor de sí para que la provincia de Ávila tenga más y mejores servicios. Ávila y sus habitantes están por encima de los políticos y a ellos nos debemos, trabajando con esfuerzo, compromiso y cercanía.

 

¿Qué planteamiento tiene en este mandado con respecto a la deuda de la Diputación?

En este momento la deuda está en mínimos, creo que no llega ni al diez por ciento, pero tenemos que ser coherentes y saber que si queremos inversiones y servicios, hay que invertir, y si queremos hacerlo, tenemos que generar deuda, controlada, como es lógico, no vamos a tirar la casa por la ventana. De poco nos vale no tener deuda si luego tenemos necesidades y carencias en la provincia. Vamos a cubrir esas necesidades y luego a partir de ahí intentaremos las mejores soluciones para hacer frente a esa deuda.

 

¿Sobre el centro Infantas Elena y Cristina tiene alguna previsión de actuación?

Tenemos un compromiso firme con los servicios sociales y con las personas que realmente lo necesitan. Ese compromiso seguirá y en este caso vamos a seguir dando un servicio digno a los residentes, y que los familiares estén tranquilos porque los internos están en mano de unos magníficos profesionales.

 

¿Con qué estará satisfecho cuando haga balance dentro de cuatro años?

Si hemos sido capaces de realizar las propuestas e inversiones en materia de incendios, de materia energética y mejora de los residuos a través de los puntos limpios; si hemos sido capaces de generar un incremento significativo de pernoctaciones y visitas; si vemos que el número de empresas en el mundo rural se ha incrementado, y si hemos sido capaces de centralizar todos los servicios que da la Diputación Provincial en un solo edificio, ampliando al edificio anexo de la calle Jimena Blázquez.

Lo + visto

Pin It on Pinterest